Su nombre es Natalia, pero es más conocida por su perfil de Instagram, latinaporitaliaok. Ella es tucumana y se dedica a gestionar y facilitar los trámites para obtener la ciudadanía italiana.

En una comunicación exclusiva con VOVE Tucumán, nos contó que su gestoría fue la primera en exponer «la solicitud por vía judicial” con la reciente modificación de la ley. La misma admite que las presentaciones “sean en el tribunal más cercano a la comuna del ancestro italiano” y no en Roma, como solía hacerse.

Asimismo, aseguró que el cambio de reglamentación permite descongestionar la capital italiana y a la vez, “agilizar los procesos”. En ese sentido, nos adelantó que obtuvieron la “primera sentencia favorable en solo dos meses”. “Esta jurisprudencia es para los que no tienen turno en Argentina y tienen vía materna”, detalló. Con respecto a esto último, explicó que es cuando “la primera mujer -italiana- de la línea sanguínea, tuvo su hijo o hija, antes de 1938”.

latinaporitaliaok nos contó que el proceso es muy ágil. “Se interpone el recurso. A los pocos días, el Juez fija la primera audiencia, que suele tener lugar dentro de los 2 o 3 meses siguientes. Luego, en esa instancia, el magistrado verifica si el Ministerio italiano ha hecho alguna excepción o disputa. En caso de que no, el Juez delibera y toma la decisión”, explicó la especialista.

Para concluir, Natalia señaló que aquellas personas que deseen instalarse de forma permanente en Italia, no podrán hacerlo con una visa de turista. “Deben tener la ciudadanía, visa de trabajo o estudio o permiso de soggiorno por estar casado/ a con un italiano/a«.