Otra vez, la quema de pastizales, cañaverales, montes y árboles causó incendios en múltiples departamentos de la provincia. En total, se quemaron 778 hectáreas, según informó el director de Defensa Civil, Fernando Torres.

Bomberos de Aguilares, Alberdi, Concepción, El Mollar, Lules, entre otros, con personal de Defensa Civil, realizaron 30 intervenciones en el territorio tucumano. Afortunadamente, “no hubo víctimas fatales ni daños materiales más allá de las hectáreas dañadas”, resaltó Torres.

Por otra parte, Brigadistas Forestales actuaron en incendios desatados en Los Planchones, Los Bulacio, Colombres y en las cercanías del aeropuerto de Tucumán. No obstante, pese a este siniestro, no se suspendieron las actividades en la terminal aeroportuaria, aclaró el director.