La noche del martes se caracterizó por tener entre sus principales atractivos el regreso de un clásico de Tucumán: la Retrofiesta. Tal como había prometido en notas anteriores su productor, Hernán Iramain, el evento fue todo un éxito desde el punto de vista comercial, pero también desde el punto personal para el empresario tucumano que lleva 16 años cambiando las noches de diversión de la provincia.

En ese sentido, el empresario apostó a un evento totalmente renovado que tuvo como cita las instalaciones del Hotel Hilton Garden Inn donde además logró reservar la mitad de sus habitaciones para ofrecer un diferencial fuera de sí, y sin antecedentes en Tucumán. Esto fue nada menos y nada más que permitirle a sus clientes tener la posibilidad de quedarse a dormir en los cuartos del majestuoso hotel en la zona del Abasto.

Para el empresario esta apuesta no solo significó dar un plus al público que lo elige desde hace años también significó una apuesta tanto comercial como personal, luego de tener que afrontar el parate que impuso la pandemia a todos sus colegas, y que recién en este 2021 obtuvieron mayores flexibilizaciones en comparación a lo que fue el 2020.

«Volvimos después de 731 días. Volvimos cuando muchos creían que no íbamos a volver más. Volvimos con más ganas que nunca. Volvimos para seguir haciendo historia. Una historia que jamás podría ser escrita sin el apoyo y la confianza de todos uds. Solo puedo agradecerles con mi vida y mi corazón. Gracias por seguir eligiendo a la Retrofiesta como la fiesta de clásicos en Tucumán», destacó el empresario.

Iramain disfrutando de una noche a puro baile en el Hotel Hilton Garden Inn