En la jornada de ayer, los representantes de la Asociación de Empresarios del Transporte Automotor (AETAT) se reunieron con el gobernador Osvaldo Jaldo. El objetivo del encuentro fue encontrar un horizonte económico para evitar paralizar el servicio de cara a fin de año. El gran inconveniente pasa por la disparidad de subsidios, según aquejan los empresarios, entre el interior y CABA.

En este sentido, Jorge Berreta, vicepresidente de AETAT, confesó que desde el sector analizan la posibilidad de aumentar el boleto de colectivo. «No hay nada definido pero necesitamos un incremento de los tres ingresos que tienen las empresas, como el boleto y los subsidios de la Nación y de la Provincia. Estamos haciendo las gestiones en ese sentido, pero no hemos hecho ninguna presentación formal por un aumento tarifario, a la espera del desarrollo nacional, provincial y municipal», expresó al aire de Los Primeros.

El dirigente señaló que el valor que necesitan cobrar «valía lo mismo que un café o un dólar». De este modo, dejó entrever que hoy debería costar alrededor de $250. Cabe destacar que el costo del boleto mínimo en la actualidad es de 65 pesos.

«La situación es crítica y esto lo venimos visibilizando desde hace mucho tiempo», concluyó Berreta que no descarta que en los próximos días pueda concretarse un aumento en el precio del boleto.