El mismo lunes que se disputó el partido entre australianos y peruanos en Doha, también en Qatar se celebró la 136° Asamblea General de la IFAB y quedó aprobado el ajuste reglamentario que entrará en vigencia el mes que viene. Como una de las novedades, se obligará a los guardametas a tener los dos pies sobre la línea de gol antes de la ejecución desde los 12 pasos.

Hasta el 30 de junio, los arqueros de todo el mundo podrán mantener solamente un pie apoyado sobre la línea del arco y otro adelantado. La International Board aclaró además que «no se le sancionará por tener un pie por detrás de la línea de meta en el momento en que se ejecute el lanzamiento».

En el repechaje, Redmayne implementó una técnica singular al bailar sobre la línea de gol antes de cada remate. «Es una manera de que el rival no sepa a dónde me voy a tirar y además se pongan nerviosos», explicó. Esta maniobra ya no podrá ser utilizada.

En tanto, también se aumentará el número de sustitutos de 12 a 15. Además, durante el Mundial de Qatar 2022 cada seleccionado podrá contar con 26 jugadores y todos estarán en condiciones de participar en cada uno de los partidos.

La asamblea también debatió las reglas que se habían añadido de forma transitoria a raíz de la última pandemia. Los miembros decidieron mantener los cinco cambios permitidos en tres oportunidades, lo cual será una regla oficial a partir del 1 de julio.